ASAJA asesora a los viticultores para presentar sus solicitudes antes del 23 de agosto

ASAJA asesora a los viticultores para presentar sus solicitudes antes del 23 de agosto
Vota este artículo

Mañana se abre el plazo para pedir las ayudas a la reestructuración y reconversión de viñedos

Mañana martes 24 de julio se abre la esperada convocatoria de ayudas a la reestructuración y reconversión de viñedos de Castilla y León para la campaña vitícola 2018/19. ASAJA, que asesora desde sus oficinas a los agricultores que desean solicitar las ayudas,  llevaba tiempo pidiendo insistentemente esta convocatoria, transcurridos casi dos años desde la última.

El plazo de presentación de las solicitudes finaliza el día 23 de agosto y deben describir todas las operaciones a realizar así como la fecha prevista de finalización de ejecución.

Aquellos viticultores que deseen plantar viñedo y optar a estas ayudas podrán realizar la conversión de sus derechos vigentes hasta 31 de diciembre de 2020 en autorizaciones de plantación, o bien, tendrán la opción de arrancar viñedo viejo propio para así obtener la autorización de replantación para la nueva plantación.

A continuación, extractamos las principales novedades de las ayudas que a partir de mañana pueden solicitarse. Para cualquier duda, los interesados pueden acudir a las oficinas de ASAJA.

Prioridades

Se dará prioridad, para todo el territorio nacional, a los solicitantes menores de 40 años; a las solicitudes colectivas y a las procedentes de explotaciones de titularidad compartida. También habrá prioridad para mujeres, explotaciones ecológicas, cooperativas y SAT.

Operaciones subvencionables

Dentro de la medida de reimplantación de viñedo son subvencionables el arranque (incluida la recogida de cepas), la preparación del suelo, la desinfección del terreno, la nivelación del terreno, la adquisición de planta y plantación, la protección individual de plantas contra conejos en el momento de la plantación (incluida la colocación) y la espaldera (incluida la colocación), conforme a las características descritas en la orden.

Dentro de  la medida de mejora de las técnicas de gestión se ayuda la operación de transformación de vaso en espaldera y solo tendrán derecho a la ayuda, la superficie de las plantaciones de viñedo inscritas en la sección vitícola del REACYL  antes del 1 de agosto de 2016 a nombre del viticultor solicitante.

También se apoya la reconversión varietal de viñedo considerándose los costes reflejados como sobreinjertado, que se compone de un coste por unidad de injerto. Se considera la unidad de injerto como el practicado sobre una cepa, independientemente del número de púas a injertar en la misma.

Cuantía de las ayudas y límites

El presupuesto global para estas ayudas en Castilla y León, para el año 2019, es de 7 millones de euros.

La ayuda para participar en los costes de la reestructuración y reconversión de viñedos será el resultado de aplicar el 50 por ciento para las solicitudes colectivas, y un 15 por ciento inferior para las solicitudes individuales, a los importes máximos establecidos.

La ayuda para compensar a los viticultores por la pérdida de ingresos para cada una de las zonas productivas de Castilla y León varía según las provincias, siendo Burgos la que más ayuda reciba con 1.034,15 euros y Ávila la que menos, 113,29 euros por hectárea y campaña.

Los solicitantes podrán solicitar un anticipo de hasta el 50 por cien del importe de la ayuda inicialmente aprobada, cuando hayan constituido una garantía por un importe de al menos el 120 por cien del importe del anticipo.

Deja tu comentario

Your email address will not be published.