El PSOE de Burgos pide la reapertura de los cerca de 600 consultorios médicos rurales de la provincia cerrados por el COVID-19

El PSOE de Burgos pide la reapertura de los cerca de 600 consultorios médicos rurales de la provincia cerrados por el COVID-19
5 (100%) 4 votes

Puente dice que la Atención Primaria “está paralizada” y urge su refuerzo ante el aumento de la presión asistencial que se prevé en los próximos meses

El PSOE de Burgos ha pedido a la Junta la reapertura de los cerca de 600 consultorios médicos rurales de la provincia, que han permanecido cerrados durante toda la crisis por el coronavirus, y el restablecimiento de las consultas presenciales.

Los socialistas entienden que el Gobierno autonómico debe normalizar la asistencia sanitaria y urgen el refuerzo de la Atención Primaria, que “ahora mismo está paralizada”, según el procurador Jesús Puente, quien entiende “vital su recuperación para evitar la sobrecarga en los hospitales”.

En su opinión, la asistencia telefónica ha cumplido el objetivo en una situación excepcional como la del confinamiento y “gracias al esfuerzo y la dedicación de los médicos y enfermeras, como nos han trasladado la mayoría de alcaldes y alcaldesas de localidades de menos de 20.000 habitantes”.

“Los profesionales de la Sanidad y los vecinos del medio rural han demostrado estar a la altura de las circunstancias y ahora le toca el turno a la Junta de Castilla y León. No puede perder ni un minuto en el refuerzo de las plantillas para garantizar tanto el merecido descanso del personal, como la atención continuada de los pacientes”, recalca Puente.

El procurador socialista entiende que “la masiva afluencia de visitantes que esperan los pueblos durante los meses de verano ayudará a reactivar la economía, pero también obliga a adoptar las medidas oportunas cuanto antes para organizar la asistencia sanitaria”. Una circunstancia a la que se suma el aumento previsto en el volumen de trabajo de los médicos de los consultorios rurales por los pacientes con patologías crónicas que no han recibido asistencia presencial durante el confinamiento.

“La Junta debe asignar cuanto antes a los rastreadores, contratar más médicos, y prorrogar los contratos de los profesionales de refuerzo contratados en plena pandemia”. “Es evidente que van a ser necesarios porque ya existían antes importantes déficits de personal en zonas como la de Roa, que cuenta ahora con 8 médicos para 28 localidades, las de las Merindades, en donde el centro de salud de Villarcayo no está ofreciendo consultas presenciales; o Salas de los Infantes, Pradoluengo y la Bureba, entre otras”. Por eso, pide completar las plantillas.

Puente insiste en la “necesaria” reapertura de los consultorios locales porque todos los ciudadanos tienen que tener garantizados los mismos derechos y oportunidades y, por lo tanto, también los del mundo rural deben tener también una asistencia médica “de calidad, continua y cercana”.  

Deja tu comentario

Your email address will not be published.